viernes, 16 de septiembre de 2011

El viaje a Japón - Zao


En agosto, unos días después de llegar a Yamagata desde Tokio, el tiempo se hizo muy fresco ahí.
Cuando fuimos a Zao para disfrutar de Onsen (balneario),
llovía mucho y hacía mucho frío por estar a mucha altura en la montaña.

Encontré estas hortensias preciosas de colores intensos que no veía desde hace mucho tiempo. En Japón se ven sólo en tiempos de lluvia, sobre todo en junio, así que no me lo esperaba.












(Ahora voy a presumir un poco de este viaje.)

Luego, en el hotel, cenamos muy buena comida japonesa y nos bañamos en el Onsen. Fue como un baño público, (el sitio para bañarse está separado entre señoras y caballeros). El agua era bastante ácida por el azufre, y nos relajamos mucho. Como me sentí tan bien, no me dio la gana de salir de la bañera en un buen rato. Después, usamos maquinas de masaje para cada uno, como si fuera un robot listo que te da masaje para toda espalda.


Fue una noche muy lujosa...

No hay comentarios:

Publicar un comentario