viernes, 13 de julio de 2018

Viaje por Berlín 2


Ese día por la mañana, directamente fuimos a ver el resto del muro de Berlín. 
Hacía bastante calor. Estoy hablando del mes pasado. 



Llegamos a la East Side gallery. Paseamos mirando estos grafiti. 






Para la ida y la vuelta, pasamos por la zona antigua del este. 
Ese día también caminamos debajo de los tilos.


Almorzamos en una hamburguesería y tomé un refresco de cereza y manzana.


Encontramos unas tiendas curiosas que no eran las tiendas típicas de souvenirs. 

viernes, 29 de junio de 2018

Viaje por Berlín


Hicimos un viaje por Berlín a mediados de Junio. 
Para mí fue por primera vez, para mi marido la segunda.

Cuando llegamos a Berlín por la tarde, hacía sol y un poco de calor. 


Después de almorzar, salimos de paseo para que yo conociera
 la ciudad.


Paseamos alrededor del río Spree. 
Era muy tranquilo y agradable pasear.

Luego, pasando delante de la catedral,
 fuimos a la Puerta de Brandenburgo.




El día siguiente, hacía bastante fresco y estaba nublado.


Fuimos a Checkpoint Charlie y entramos en el museo del muro. Acordandome un poco de la caída del muro hace ya 29 años, vimos cosas dentro del museo con curiosidad. Antes de la caída, mucha gente había huído desde la parte antigua del este hacia la oeste. Hablaban de muchas formas que utilizaban para la huída. 
Les comprendimos y nos sorprendimos del valor que tuvieron. 

Después de salir del museo, almorzamos y paseamos hacia Potsdamer Platz y Sony Center. 
Mi marido encontró ahí unas cosas de Lego y me regaló uno también. Le gustan sobre todo personajes de DC comics.


El resto del muro de Berlín


Yo probé tarta de Selva Negra que quería desde antes de irnos de viaje. Como esperaba, estaba muy buena. 
Tengo que hacerla en casa.


El resto del  muro


En muchas partes de la ciudad, los tilos olían muy bien. 
El paisaje y el aroma de los tilos es uno de los recuerdos de nuestro viaje por Berlín.



viernes, 8 de junio de 2018

Cosas de Pac-Man


Últimamente las cosas de los 80s volvieron a hacerse populares. 
Aunque no jugaba al videojuego de Pac-Man de pequeña, 
ahora me gusta. 
Hice varios peluches de fantasmas de punto. 



Es una bufanda de Pac-Man que hice hace ya 6-7 años.


La hice para mi marido, pero a mí me gusta mucho también.


domingo, 20 de mayo de 2018

Día de los niños



Una amiga de mi madre me regaló estos muñecos hechos a mano con kimonos y cascos (kabutos) para el día 5 de Mayo. 
Ese día es Día de los niños en Japón.

También hizo este figura de casco con varios tipos de tela y origami sobre un cartón.


Antiguamente en Japón, como en la época Edo, en las familias de bushi (guerreros)si habían nacido niños varones, para este festivo se adornaban con cascos y armaduras el interior de las casas deseando que crecieran sanos y fuertes para el futuro. Dicen que ya tenían esas costumbres en la época Kamakura y Muromachi. 


Esta costumbre empezó entre gente de la clase alta (bushi), pero luego los comerciantes la siguieron. 
En su caso, en vez de usar armaduras y cascos de verdad, hicieron cascos de papel y armas de madera y las usaban para adornar el exterior de las casas. 
Con el tiempo estos adornos se fueron haciendo cada vez más pequeños. Empezaron a usar como adorno muñecos con cascos frente a banderas, lanzas, etc. en la sala donde recibían los invitados.


Así, es una tradición para familias que tienen niños varones.

Personalmente me gustaban estos adornos en mi infancia. 
Sobre todo, en el exterior de las casas de mis amigos y vecinos, unas carpas de tela (koi-nobori) que ondeaban por el viento y me gustaban mucho. 
Para que os imaginéis cómo son, pongo una ilustración.


Hace meses mi madre se lo contó a su amiga.


 Y ella hizo estos muñequitos graciosos para mí.


A nosotros nos gustan mucho.

domingo, 29 de abril de 2018

Serradura Portuguesa


Mi marido trajo este postre portugués desde un supermercado y nos gustó. Para hacerlo en casa, busqué recetas.


Los ingredientes principales son: Nata, leche condensada y galletas María. 
Cambié un poco la receta mezclandola con queso para untar.
Me salió muy rico y sabía casi igual o mejor que los comprados.


La receta es de  JULIA Y SUS RECETAS.


Los postres comprados están bien, pero los postres caseros los superan. 
Cada semana hago algunos postres en casa.


viernes, 2 de marzo de 2018

Semana de San valentín



Para Día de San Valentín, hice un Sacher Torte (Tarta Sacher).


Es tarta de chocolate austriaca. 
Tiene sabor profundo de chocolate negro. Fue la primera vez que la hice, pero me salió muy rica. Si utilizamos chocolate con leche en vez de chocolate negro, se hará más dulce. 


Cuando la dejamos reposar más de una noche, se hace más rica la tarta.


Como nos sobraron nata y chocolate, hice bombones con brandy.
Nos gustaron también.

Detrás de las rosas, en el fondo, están nuestro dos agapornis, "pájaros de amor".


Mi marido trabajaba en Francia esa semana.

De una tienda bonita de chocolate, me trajo cremas de cacao.
Y tés perfumados de otra tienda. 


Aunque ya pasó el Día de San Valentín, seguimos disfrutando de las cremas de cacao y tés. 

lunes, 19 de febrero de 2018

Día de Reyes Magos y después


Alrededor de Día de Reyes, el tiempo era regular.


Como otros años, tomamos un roscón de Reyes. 
El relleno era cabello de ángel. Me gusta este relleno más que los otros.
El muñequito de la suerte le tocó a mi marido.
Luego intercambiamos nuestros regalos con la familia de mi marido.
Me pusieron muchas cosas que me gustaron mucho, sobre todo mi marido.


El día siguiente, hacía buen día.

En el parque, vimos una madre pato y sus polluelos.


Después del viaje y del Día de reyes, volvió a venir a vernos nuestro vecino gatito. Le conocimos el año pasado y empezó a venir desde su casa. Es todavía joven y muy lindo.
                                

A veces vuelca macetas jugando, pero en general se porta bien. 
Así que le dejamos venir cuando quiera. Ya somos amigos.




Son "blocks" que trajimos desde Japón. A mi marido le gusta hacer estas figuras o a veces monumentos históricos.  


Y coleccionamos figuras de gatos también.


Después de volver a España, necesité bastante más de una semana para quitarme el cansancio del viaje, principalmente por la diferencia de horas y de clima, etcCada vez más suave, pero casi siempre esto me pasa después de la vuelta desde Japón. 

Mientras tanto, como costumbre, me dediqué a algunas cosas. Una de ellas era tricotar. Como me quedaba un poco pequeño el sombrero que hice hace unos años, lo deshice y empecé a hacerlo de nuevo.  


Me gusta mucho el punto Aran.



Después del viaje, me acordaba mucho de mi familia y de mi infancia. Pero la vida volvió a la normalidad y me gusta vivir aquí.